¡Permanece atento a las últimas noticias de CashEssentials! - beyond payments
Al suscribirse, acepta nuestras políticas de privacidad.
×
×

El DNB, preocupado por una Holanda sin dinero en efectivo

Categorías : Cash is available to all users, Cash is easy to use
November 19, 2018
Publicado en : Cash, Central Bank, The Netherlands
En los Países Bajos, el Banco Central está preocupado por la relación 60/40 entre pagos con tarjeta de débito y en efectivo, pues podría excluir a los adultos mayores, los Milenials y los ciudadanos con bajo nivel de educación.

Mayo de 2018 marcó el primer periodo de 12 meses consecutivos en que la proporción de pagos con tarjeta de débito en los puntos de venta superó al efectivo, hasta llegar a un 60 %, según informa el Banco Central de los Países Bajos (DNB). Los pagos en efectivo alcanzaron un promedio del 40 % del total de los pagos, al contrario que en 2014, en el que las cifras eran inversas. Esto es una primera señal clara de la disminución del uso del efectivo, una tendencia que preocupa al banco central.

Encabezan esta tendencia de uso de tarjeta de débito los adultos jóvenes de entre 19 y 24 años de edad, quienes generaron el 77 % de sus pagos por ese medio en el primer semestre de 2018: una tasa de crecimiento del 9 % respecto al primer semestre de 2017. Quienes también han mostrado preferencia por las tarjetas de débito son las mujeres, las personas entre 55 y 64 años de edad, los ciudadanos con un nivel medio de educación y los graduados universitarios (+4 %). La mayor resistencia a adoptar medios de pago distintos del dinero en efectivo se observó en el grupo de edad de 25 a 34 años, y entre quienes tienen un bajo nivel de educación (<1 %).

Mientras tanto, el efectivo viene reemplazado gradualmente por pagos digitales en tiendas holandesas y en el sistema de transporte público, que dejó de aceptar efectivo este año. Tiendas minoristas como Marqt y Vlaamsch Broodhuys dejaron de aceptar efectivo y algunos supermercados están desarrollando cajas que solo aceptan pin.

Coen Voormeulen, Director de la División de Efectivo y Sistemas de Pago en el DNB, advierte sobre los posibles problemas de una sociedad sin efectivo, y clasifica a su país como “vulnerable” en una entrevista que dio al periódico AD. Coen considera que el holandés siempre debe tener la posibilidad de elegir libremente su medio de pago preferido, incluido el efectivo. “Muchas personas tienen problemas con las tarjetas; algunos adultos mayores o quienes tienen discapacidad visual. Hay alrededor de 2,5 millones de personas que no saben leer.” Otra preocupación radica en que los pagos digitales son más susceptibles a los piratas informáticos y a los falles de sistema.

DNB confía en que los bancos, las tiendas minoristas, el gobierno y las asociaciones de interés lleguen a un acuerdo que garantice el acceso al efectivo en todos los lugares: “Si eso no funciona, se puede pensar en normas,” expresó Voormeulen. Esperemos que prevalezca el interés de todos los consumidores, y no solo de determinados grupos, para que la elección del medio de pago sea realmente libre.

Relacionado